martes, 4 de septiembre de 2012


UN SOLO SEGUNDO

Me pregunto si hay un solo segundo

 en el que no inundes mi pensamiento.

En el que un recuerdo no castigue mi mente.

Me pregunto cuándo dejarás de estar presente.

Y cuándo dejarán de herirme mis sentimientos.

Un solo segundo es lo que necesito para recordarte,

uno solo para hacer brotar a la tristeza,

uno, para introducir tu imagen en mi cabeza

y un solo segundo es lo que tardas en desvanecerte.

En un solo segundo desapareces entre el barullo,

y el sonido de las olas reproduce tu voz,

pasas veloz ante mi oscuridad, y es cuando caigo

y me desvanezco entre este silencio tuyo.

Soledad.

Si está presente me doy cuenta

de que el mundo se me ha derrumbado,

pues no imaginas cuantas lágrimas en estas páginas

he derramado...

por ti.

En un solo segundo liberaré besos presos.

En un solo segundo voy a intentar cerrar mi herida,

aunque me sigo preguntando que es la vida,

si no es porque ya tampoco tengo tus besos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario